lunes, 20 de diciembre de 2010

SORTEO DE NAVIDAD

Una de las curiosidades más llamativas consiste en tres décimos falsificados, de mayo de 1989, que llevan el sello de 'pagado'. En las fotografías que los acompañan, realizadas por la policía científica y que se utilizaron como prueba en el juicio contra el autor, se aprecian algunos de los retoques realizados en todos ellos en la terminación 5 para que resultaran un poco más 'atractivos'. "Este tipo de picaresca no es habitual, es la única ocasión en que hemos tenido un caso de estos, lo más común es colar billetes falsos, antes de 5.000 pesetas y hasta hace poco de 20 Euros.

El sorteo de Navidad es bicentenario. Se remonta al 18 de diciembre de 1812, fecha en la que se celebró por primera vez en fechas próximas a la Navidad. Sin embargo, no fue hasta 1892 cuando los décimos de Lotería y el programa de premios del sorteo incluyeron la denominación de 'Sorteo de Navidad'. En aquella ocasión se celebró un 23 de diciembre.

El primer gordo tuvo un premio de 8.000 pesos fuertes, cayó en Cádiz al número 03.604. El precio del billete era entonces de 40 reales. El sorteo de Navidad del año siguiente tuvo como número de la suerte el 08.553, y no se sabe con certeza en qué población tocó, aunque se cree que fuese también en Cádiz. 

 

 

En el año 1837 hubo dos 'Gordos', ya que ese año se repartieron dos primeros premios que fueron a parar a Jerez de la Frontera (Cádiz) y Badajoz, y los números fueron el 10.998 y 03.616.
Fue a partir de 1839 cuando el popular sorteo se empieza a celebrar regularmente. A mediados del siglo XIX ya se había convertido en el sorteo más importante del año, según relata Roberto Garvía en el libro 'Historia ilustrada de las Loterías en España'.
NI LA GUERRA CIVIL LO PARÓ
Si el siglo XIX marca los comienzos de la Lotería de Navidad, el siglo XX supuso su evolución. Fueron aumentando progresivamente los premios, adaptándose a los nuevos tiempos, y el sorteo de Navidad se convirtió en toda una tradición española. Un sorteo que no ha dejado de celebrarse ni un sólo año desde 1812. Tal es así, que en 1938, y debido a la Guerra Civil, se celebraron dos sorteos, uno en Burgos y otro en Barcelona.
A mediados del siglo XX, sobre todo a partir de 1960, comienzan a aumentar progresivamente las series y los billetes por serie; y, por ende, aumentan los premios y los precios de los billetes. Hasta llegar al sorteo de Navidad de este año, 2010, que repartirá más dos mil trescientos veinte millones quinientos mil euros (2.320.500.000 euros) en premios el próximo 22 de diciembre.  

El sorteo de este año tendrá algo en común con aquel primero, de 1812, y con todos sus predecesores: hará feliz a mucha gente repartiendo fortuna con sus premios.

No hay comentarios: